¿Cómo puedo mejorar la relación con mi mamá?: 10 consejos para conseguirlo

Cuando somos parte de una relación inestable con nuestra mamá nos sentimos agobiados y preocupados por solucionar dicha problemática. Conoce aquí 10 consejos que pueden ayudarte con ello.
Foto de Rawpixel.com en Freepik.

Es común tener opiniones, ideas o gustos distintos al de nuestra madre pero esto no supone tener una relación disfuncional con ella. Si enfrentas constantemente problemas de esta índole seguramente ya te preguntaste ¿Cómo puedo mejorar la relación con mi mamá?.

En el presente artículo te mostraremos 10 consejos para que puedas mejorar el vínculo madre e hijo. De esta manera serán más provechosos los momentos junto a ella y no tan conflictivos.

Importancia de la relación madre e hijo

El vínculo que tenemos con nuestra madre es tan significativo en nuestras vidas que comienza incluso antes de nacer. Desde el momento que nos formamos en su vientre, se crea un vínculo inigualable con ella.

Del tipo de relación que tengamos con nuestra madre desde la niñez, dependerán muchas de nuestras características. Es decir, cuando esta relación  es nula o pobre solemos ser personas inseguras y carentesSi este lazo es sano y positivo podremos crear relaciones más empáticas. De igual manera tendremos menos carencias afectivas y crearemos vínculos más asertivos. 

Tomando en cuenta lo antes mencionado, se formará gran parte de nuestra personalidad y conductas en la adultez. Por ello es importante fomentar una buena relación desde el momento de la gestación.



Conflictos comunes con nuestra mamá

Cuando hay conflictos en una relación de este tipo es normal preguntarnos ¿Cómo puedo mejorar la relación con mi mamá?. Antes de dar respuesta a esto, conoce los problemas más comunes.

Los conflictos con nuestra madre pueden hacerse evidentes desde que somos adolescentes. Conoce cuales son los conflictos más recurrentes en este tipo de relación, e identifica cual presencias con frecuencia.

1. Mala comunicación

La clave para mantener una buena relación con los demás es una comunicación asertiva. Cuando no nos comunicamos con nuestra mamá o lo hacemos muy pocas veces, comienzan los conflictos.

2. Falta de empatía

¿Alguna vez te has sentido incomprendido por tu mamá? ¿Sientes que te juzga constantemente? Es muy probable que tu madre no sea del todo empática contigo. No se pone en tu lugar para entender mejor tu perspectiva. Esto puede ocurrir de ti hacia ella también.

3. Escases de cariño

No importa cuántos años tengamos, siempre querremos los abrazos y cariños de nuestra madre, y viceversa. Cuando ella o nosotros somos distantes, demostramos poco o nada de cariño, la relación puede verse fracturada. 

4. Demasiado control

Por distintos motivos algunas madres suelen ser excesivamente controladoras o sobreprotectoras. Esto puede suponer un gran problema a la relación, ya que difícilmente permiten que sus hijos tomen decisiones por si solos.

Foto de Rawpixel.com en Freepik.

5. Incompatibilidad

Es probable que tu personalidad, creencias o gustos sean distintos a los de tu madre y esto haga que no se lleven bien. Esto puede ocurrir a partir de la adolescencia, cuando comenzamos a ser más independientes de nuestra mamá.

¿Cómo puedo mejorar la relación con mi mamá?

Si te sentiste identificado con las situaciones antes mencionadas, claramente necesitas mejorar la relación con tu mamá. A continuación te expondremos 10 consejos que te ayudaran en esta ocasión.

1. No guardes rencores

Si estás dispuesto a mejorar la relación con tu mamá, hay que dejar el rencor a un lado. Todos cometemos errores, lo mejor es aceptarlos e iniciar desde cero para que las cosas fluyan de mejor manera.

2. Mejora la comunicación

Cuando podemos expresar de manera asertiva y con tranquilidad lo que nos molesta, no nos agrada o incomoda, es más fácil entender y solucionar el problema. Además cuando queremos mejorar una relación, lo mejor es expresar lo que sentimos.

3. ¿Cómo puedo mejorar la relación con mi mamá siento tolerante?

Tolerar no es “calarse” al otro, es saber que aunque tenemos gustos u opiniones distintas podemos convivir y llevar una relación sana. El respeto es fundamental en esta ocasión, así como respetas sus diferencias, también debes exigir que ella respete las tuyas.

4. Acepta consejos

En ocasiones solemos ser un poco tercos con ideas o situaciones que queremos llevar a cabo. Prueba escuchando la opinión de tu madre atentamente, tal vez esto te pueda servir de algo.

5. Pon límites

Cuando tu mamá quiere controlar tus decisiones y forma de vivir, o sus discusiones se vuelven ofensivas y fuera de control. Es primordial poner límites, por el  bienestar de ambos. Esto hará que se tenga un mayor dominio a la hora de comunicarse y las discusiones no sean tan constantes.

6. Sé empático

Antes de atacar o discutir con tu madre, piensa en cómo se siente ella y en su punto de vista. De la misma manera puede ser algo recíproco, esto hará que sea más fácil entenderse y puedan mejorar su relación.

7. Compartiendo tiempo de calidad

Invítala a comer, a pasear o ver una película. Con estas actividades tendrán más tiempo de calidad juntos, encontraran cosas en común y podrán llevarse mejor.

8. Validando nuestro amor por ella

¿Haz intentado decirle a tu mamá cuanto la amas? Muchas veces damos esto por sentado pero nunca está de más decirle a nuestra madre cuanto la amamos y apreciamos lo que hace por nosotros.

Foto de Freepik.

9. Agradeciendo sus intenciones

Cuando comienzas a valorar la presencia, amor y consejos de tu madre, es más fácil sobrellevar los problemas. Recuerda siempre agradecer por lo que ella hace por ti. Solo tenemos una mamá y hay que aprovecharla al máximo.

10. Ayuda extra

Si aún te preguntas ¿Cómo puedo mejorar la relación con mi mamá? O sientes que los 9 consejos anteriores no te funcionaron. Toma en cuenta ir con un psicólogo. Este tipo de terapia ayudará a sanar las heridas del pasado y poder reconectar con tu mamá.

La compresión mutua es indispensable

Cuando te preguntes ¿Cómo puedo mejorar la relación con mi mamá? toma en cuenta tus acciones. Muchas veces creemos que la responsable de la relación inestable es nuestra madre pero nosotros también podemos tener responsabilidad de eso.

Además de los 10 consejos antes mencionados, toma en cuenta poner en práctica virtudes como la paciencia, respeto y amabilidad. Esto hará que la relación con tu mamá sea más amena. Recuerda que lo ideal en una relación es mantener un equilibrio, donde ambas personas den y reciban. Así que si esperas que tu mamá te comprenda, tú también debes comprenderla a ella.