Importancia del lóbulo frontal

El lóbulo frontal es la estructura cerebral que permite el análisis complejo de las situaciones externas y de los fenómenos internos que tienen lugar en la psique humana.
importancia del lóbulo frontal para el ser humano
El lóbulo frontal desempeña una gran variedad de funciones esenciales para la vida.

La corteza cerebral es un tejido de células neuronales que están conectadas entre sí, y constituye el centro principal del procesamiento de la información. Ahora bien, esta corteza cerebral se encuentra dividida por los lóbulos cerebrales. En este artículo, nos centraremos en la importancia del lóbulo frontal.

Pero, para poder entender bien este punto, es prudente conocer de qué se trata, sus funciones. De allí, comprenderemos mejor la relevancia de este lóbulo para el ser humano.

¿Qué es y cuál es la importancia del lóbulo frontal?

Continuando con lo anterior, el lóbulo frontal es una porción de la corteza cerebral que se encuentra ubicada justamente detrás de la frente; este lóbulo interviene en el habla y también en los movimientos musculares.

También participa activamente en la emisión de juicios y en su planificación. Con este dato se puede apreciar la importancia del lóbulo frontal en la vida diaria: casi todas nuestras acciones dependen de este.

Con relación a su ubicación, el lóbulo frontal limita su parte ínfero anterior por el surco lateral con la cisura de Silvio. Esta se encarga de separar el lóbulo temporal del lóbulo frontal y parietal. Por otro lado, en la parte posterior limita con la cisura de Rolando, la cual separa el lóbulo frontal del lóbulo parietal.

El lóbulo frontal y los hemisferios

Las funciones del lóbulo frontal pueden ser variadas en función del hemisferio cerebral donde tenga lugar la actividad. En el caso del hemisferio izquierdo, se plantea que el lóbulo frontal cumple la función de controlar habilidades como: hablar, leer, pensar y razonar. Al mismo tiempo, desempeña las funciones lógicas, matemáticas y lingüísticas.

Con referencia a la función en el hemisferio derecho, el lóbulo frontal ejecuta funciones de gran importancia como el control de habilidades no verbales. Entre estas tenemos la comprensión espacial, reconocimiento de patrones, dibujos y música. Así mismo, tiene un papel fundamental en la expresión de las emociones del ser humano.

Funciones del lóbulo frontal

qué importancia tiene el lóbulo frontal
Del lóbulo frontal depende en gran medida nuestra capacidad de adaptarnos al entorno.

A nivel general, tiene amplia relación con el control de los impulsos, el juicio y la capacidad de moverse. Por lo tanto, abarca la corteza motora, siendo el área de posterior del lóbulo frontal la que tiene el control de los movimientos voluntarios.

Igualmente, influye en la capacidad de razonar y de resolución de problemas del individuo. Sumado a esto, mantiene el lóbulo frontal juega un papel importante en la elaboración del lenguaje y al manejo, expresión y control de las emociones.

Continuando con esto, tiene un rol protagónico en las funciones cognitivas y ejecutivas del ser humano. Es decir, la atención, memoria de trabajo, planificación, flexibilidad, secuenciación, monitorización y la inhibición conductual.

En concordancia con lo anterior, se podría decir que parte de la importancia del lóbulo frontal, es su relación con la modificación de la conducta.  Tomando en cuenta que también se encarga de los impulsos y las emociones, los cuales son componentes activos de la ingeniería comportamental.

Podría interesarte: «Cerebro humano: Qué es y cómo funciona»

Importancia del lóbulo frontal en las emociones

A través de investigaciones se ha demostrado que el lóbulo frontal mantiene estrecha relación con las emociones. Pero, sólo un área específica de esta: la corteza orbitofrontal. Cuya función es actuar sobre el desarrollo de determinadas conductas y respuestas fisiológicas.

En cuanto a las respuestas fisiológicas, se mantiene que las emociones son reacciones psicofisiológicas ante un estímulo determinado. Independientemente del sentido o interpretación que le sea dado a esta respuesta, que bien puede ser molestia, tristeza, miedo, alegría, sorpresa, entre otras.

De esta manera, se sabe que estas respuestas manifestadas mediante componentes psicológicos y fisiológicos se relacionan estrechamente con el lóbulo frontal. En vista de que es responsable de regular dichas manifestaciones fisiológicas. Partiendo de esto, se dice que es esencial en el desarrollo, regulación, control y expresión emocional del individuo.

¿Te ha parecido interesante? Quizá quieras leer estos artículos:

¿Qué pasa con las emociones si hay daños en el lóbulo frontal?

cuál es la importancia del lóbulo frontal
Daños en esta región cerebral pueden generar dificultades para la vida emocional.

En relación a lo anterior, numerosas investigaciones han propuesto los posibles cambios que ocurrirían si existiera algún tipo de lesión en el lóbulo frontal.  Primeramente, se habla de una disminución y reducción de la respuesta emocional de estos individuos.

Además, destacan las conductas inapropiadas dentro del contexto social y pérdida del comportamiento emocional en los individuos. De igual modo, habría incapacidad para adquirir y mantener patrones sociales en referencia a valores éticos y morales.

A su vez, se hace énfasis en la incapacidad de estos sujetos para anticipar el resultado de las consecuencias de sus acciones. Expresado en otras palabras, serían personas con menos empatía y no considerarían el sentir de los ante sus comportamientos.

Con base en esto, alguien con daños en esta región tendría grandes dificultades para mantener relaciones sociales apropiadas. En consecuencia, podría terminar aislándose del resto del mundo, y esto podría desembocar en otro tipo de malestares. Todo esto nos permite apreciar la importancia del lóbulo frontal en las emociones.

Relación con la personalidad

Las posibles afecciones del lóbulo frontal provocadas por un ictus, un tumor cerebral o un trauma craneal, pueden afectar la personalidad. Existen casos de pacientes que presentan cambios importantes en sus patrones de comportamiento y también es posible que presenten trastornos de conducta.

Adicionalmente, cabe señalar las alteraciones que se producirían en las funciones ejecutivas como la dificultad para anticipar o prever alguna situación. Al igual que los problemas para planificar una actividad, formar alguna secuencia y crear expectativas respecto a una determinada situación. Bien sea en el pasado, en el presente o una a futuro.

El lóbulo frontal en el desarrollo social

importancia del lóbulo frontal en el desarrollo social
Mantener relaciones sociales efectivas es posible gracias al lóbulo frontal.

Ya hemos visto que lóbulo frontal es fundamental para la correcta ejecución de muchas funciones psicológicas vitales influencia del ser humano.

Por un lado, el lóbulo frontal es responsable directo del control de los impulsos. De esta manera, un individuo puede evitar cualquier tipo de consecuencias desagradables si es capaz de regular su conducta. Así, se libra de daños físicos, emocionales o psicológicos tanto para sí mismo como para su entorno familiar, social o laboral.

En otro sentido, en cuanto a las funciones ejecutivas del individuo, la memoria, la atención y la planificación forman parte activa de la vida diaria. Gracias a estas, una persona es capaz de realizar diferentes tipos de actividades, establecer una relación con el entorno bien sea laboral, social o familiar.

A ello se suma que les permite realizar dinamismos en torno a las necesidades básicas debido a la repetición, comprensión y consecución de patrones.

Implicaciones en la comunicación

En relación con lo anterior, el lóbulo frontal se relaciona con el comportamiento verbal y no verbal del individuo. Lo que quiere decir que depende en gran parte de este lóbulo la comunicación e interacción que tenga el ser humano con el medio. Una de las bases más importantes para las relaciones sociales.

Hecha esta acotación, sabemos también que permite el habla, lectura, pensamiento, el razonamiento e interpretación de dibujos, formas y canciones.

Del mismo modo, la comprensión espacial del individuo se produce por el adecuado funcionamiento de este. Por tal motivo y como conclusión, hay una clara importancia del lóbulo frontal en la correcta ubicación en tiempo y espacio del individuo.

 

 

Referencias

  • Garcia, J y Hurlé, J (2014) Neuroanatomía humana: “Anatomía macroscópica del sistema nervioso central”  pág. 23. Editorial Panamericana. Madrid-España.
  • Myers, D (2011) Psicología “La biología de la mente: la corteza cerebral” Pág. 69. Editorial Panamericana. 9na edición. Madrid-España

Articulos relacionados